CONTEC acompaña en procesos jurídicos a las comunidades, no las representa

269

Chihuahua, Chih.- La Consultoría Técnica Comunitaria A.C. es una asociación Civil que tiene trabajando más de 20 años en la Sierra Tarahumara, en diversas áreas como la jurídica de los derechos de las comunidades, gestionamos proyectos para el cuidado del ambiente y el acompañamiento comunitario.

Las comunidades Rarámuri y Odami que acompaña CONTEC tienen problemas porque siendo las propietarias originarias de los territorios, quedaron dentro de “propiedades privadas”, después del reparto agrario.

A finales del siglo pasado y principios de éste, empresas, gobierno y propietarios incrementaron la presión hacia las comunidades que no tienen reconocimiento legal de su territorio, debido a la explotación forestal, la construcción de proyectos turísticos, la construcción del aeropuerto y la del gasoducto. Este es el caso de Mala Noche, Bosques de San Elías Repechique y Huitosachi.

En la Comunidad Rarámuri de Bosques San Elías Repechique tenemos trabajando más de 7 años. Ellas y ellos han sido afectados en sus derechos básicos históricamente. Lo que los orilló a protestar públicamente y defenderse jurídicamente ha sido la falta de titularidad de su territorio y la afectación del mismo por la construcción del aeropuerto y el saqueo de los recursos naturales sin poder tener acceso a la Justicia.

Durante más de 60 años la comunidad ha realizado diversas acciones de protesta y a partir de 2006 diversos juicios en los tribunales agrarios y federales a fin de ser escuchados.

Es a partir de 2013 que integrantes de la comunidad recurrieron a CONTEC solicitando el apoyo para iniciar un proceso jurídico; en el trabajo comunitario para la defensa CONTEC realiza acciones de gestoría, conciliación, mesas de diálogo, litigio en tribunales, vinculación y formación de redes con organizaciones y comunidades, capacitación de representantes indígenas e información a las comunidades así como difusión de la problemática a la opinión pública.

De ninguna manera nos ostentamos como sus representantes porque consideramos que eso es sustituirlos lo que conlleva una falta de respeto y una revictimización.