Versión oficial: Primero ejecutó «El Chueco» a dos hermanos por disputa en juego de béisbol y luego privó de la libertad a guía turístico, que escapó y lo remató en la iglesia junto a los dos jesuitas; Encontraron los cuerpos en Pito Real

586

Chihuahua, Chih.- El fiscal General del Estado, Roberto Fierro Portillo, compareció esta tarde ante los medios de comunicación para actualizar información respecto al caso de Cerocahui, apuntando que durante el lunes fueron dos los eventos violentos protagonizados por José Noriel Portillo Gil, alias “El Chueco”. El primero relacionado con una disputa suscitada durante un juego de béisbol días anteriores y por la que “El Chueco” acudió a un domicilio y se cobró la vida de dos hermanos, y momentos más tarde se dirigió a un hotel donde privó de la libertad al guía de turistas Pedro Eliodoro Palma, quien logró escapar y llegar gravemente herido a la iglesia de la localidad, donde terminó perdiendo la vida por impactos de bala junto a los sacerdotes jesuitas Javier Campos Morales y Joaquín Mora Salazar.

En primer lugar, el titular de la FGE quiso agradecer públicamente el apoyo y compromiso por parte de la Secretaría de la Defensa Nacional, la Guardia Nacional, la Agencia Estatal de Investigación y la Secretaría de Seguridad Públicas Estatal por el trabajo realizado en el operativo implementado tras los hechos. Enfatizó que la distancia con el lugar obstaculizó por momentos el curso de la información y los obligó a esperar a tener datos concretos.

A la tarde de este miércoles, afirmó que los trabajos de investigación a cargo del equipo multidisciplinario revelan que fueron dos los hechos violentos distintos los suscitados en la localidad de Cerocahui el lunes.

En un primer momento, el fiscal afirmó que se atendió el reporte relacionado con que José Noriel Portillo Gil “El Chueco“ acudió a un domicilio a cobrarse venganza tras una disputa suscitada durante un partido de béisbol el cual terminó perdiendo el equipo del citado líder criminal. Señaló que tras acudir a dicho domicilio privó de la vida a los hermanos Paul B. y Armando B. y prendió fuego a la casa.

En dicho evento, Roberto Fierro manifestó que una mujer y un menor inicialmente fueron reportados como desaparecidos, si bien producto de las investigaciones se pudo verificar después que se retiraron del lugar sanos y salvos, y que habían contactado a familiares que así lo confirmaron.

Respecto a este evento, el fiscal concluyó que quedaba perfectamente establecido que perdieron la vida dos habitantes del lugar, enfatizando que no se trataba de turistas, como se había manejado, “a quienes seguimos buscándolos”.

El titular de la FGE prosiguió señalando que el mismo lunes, horas más tarde, tuvo lugar el segundo evento. Afirmó que en un céntrico hotel el guía de turistas Pedro Palma interactuó con “El Chueco”, fue privado de la libertad, se escapó y llegó policontudido a la iglesia, donde fue atendido por los padres, Javier Campos y Joaquín Mora, con el resultado ya conocido de los tres ultimados y cuyos cuerpos se llevaron los hombres armados.

Como ya adelantaba horas antes la gobernadora Maru Campos Galván, confirmó el hallazgo de los cadáveres de los dos sacerdotes y el guía turístico, precisando que fueron hallados en Pito Real, en la carretera que conduce de San Rafael a Creel. Informó que los trabajos de identificación arrojaron que se trataba de los padres Javier Campos y Joaquín Mora y del guía turístico Pedro Eliodoro Palma, del que hasta el momento sólo tenían indicios por ropa que quedó en la iglesia.

Roberto Fierro sostuvo que los dos eventos, con un saldo de cinco ejecutados, señalan a “El Chueco”, por lo que hoy se decidió establecer una recompensa 5 millones de pesos por el ofrecimiento de información eficaz y útil que conduzca a la captura del líder criminal.

De igual modo, refirió que hasta el momento se descarta la privación de la libertad de turistas. A este respecto refirió que “no tenemos información en ese sentido” y que pudo haberse dado una confusión con el evento sucedido en la mañana.

El fiscal Roberto Fierro confirmó que desde ayer estaban arribando a Urique policías militares ministeriales para sumarse a las labores de búsqueda y captura de “El Chueco” y garantizar la seguridad en la región de Urique.