América García exige la comparecencia del Fiscal General ante el Congreso del Estado por caso de sacerdotes asesinados

14

Chihuahua. – La diputada local por Morena, América García Soto, exigió la comparecencia del titular de la Fiscalía General del Estado ante el H. Congreso del Estado, para que se informe de primera mano, tanto de las acciones como del seguimiento que le está dando la autoridad estatal al caso del doble homicidio de los dos sacerdotes jesuitas en la comunidad serrana de Cerocahui.

La joven legisladora señaló que se debe actuar en consecuencia ante un hecho delictivo que da evidencia de la inseguridad que priva en el territorio chihuahuense, en donde tres personas perdieron la vida y cuatro más incluyendo a un menor de edad, fueron privados de la libertad.

Asimismo, la representante del Noroeste dijo que se debe realizar una pronta revisión al plan estatal de seguridad propuesto por la actual administración, principalmente en las zonas serranas del Estado.

“No podemos permitir que la gran deuda de seguridad del Estado con los chihuahuenses continúe en aumento, hay un claro incumplimiento de la autoridad en este sentido” acotó.

García Soto lamentó y reprobó los lamentables hechos ocurridos en el templo de la comunidad de Cerocahui en donde dos sacerdotes y un civil fueron privados de la vida, para posteriormente desaparecer sus cuerpos.

“Para todos nosotros esto representa un acto atroz que debe ser investigado y resuelto lo antes posible por las autoridades. La ciudadanía ya no tolera más acciones de este tipo que además están marcadas por la impunidad, pese a que el presunto autor material ya ha sido identificado”, apuntó la legisladora morenista.

Consideró que es sumamente necesario que el titular de la Fiscalía General del Estado comparezca ante el H. Congreso del Estado a fin de explicar qué se está haciendo para hacer frente a la escalada de violencia que se vive en todos los rincones del Estado, desde la frontera en Ciudad Juárez, pasando por la región noroeste, y hasta la frontera con los Estados de Sonora y Sinaloa, principalmente en aquellos municipios serranos en donde el crimen organizado está asentado ante la indolencia de las autoridades.

“La ciudadanía espera que desde ya, se atienda esta deuda histórica que existe en materia de seguridad. Que las familias en todos los municipios de la entidad puedan vivir de manera digna, con tranquilidad; de forma que la impunidad deje de ser una constante y se recupere la confianza de la ciudadanía en sus autoridades”, concluyó América García.