Denuncian varias maestras, subdirectoras comisionadas y ATP federales presuntas injusticias de autoridades educativas, ceses, acoso laboral, reinstalación frente a grupo, arbitrariedades en procesos,…; Base Manda acompaña las demandas

1857

Chihuahua, Chih.- Diversas maestras y subdirectoras comisionadas federales pendientes de regularización, acompañadas por el movimiento Base Manda, relataron y denunciaron a primera hora de esta tarde en primera persona las presuntas “irregularidades” e “injusticas” de las que están siendo víctimas por parte de diversas autoridades educativas y las acusaron de encubrirse unas a otras. Tras una odisea buscando que sus casos sean atendidos, decidieron dar un paso al frente y alzar la voz para exigir justicia. Entre los casos, una maestra de la Secundaria Técnica 5 de Cuauhtémoc que denuncia fue cesada de forma injustificada con “pruebas fabricadas”, situación que le comportó graves problemas de salud que aún arrastra y que tras darle la razón fue reinstalada “pero hasta Ciudad Juárez”; una subdirectora de gestión comisionada a la que pretenden regresar frente a grupo; una maestra de educación para adultos a la que diversas autoridades violentaron su derecho en el pasado proceso de Promoción Horizontal con versiones encontradas de las distintas dependencias; o una asesora técnica pedagógica (ATP) por reconocimiento de cuarta generación que denuncia que la USICAMM pretende que apliquen de nuevo el proceso, pese a que afirman que su nombramiento estaba pactado hasta 2023, para cortarles la antigüedad y que empiecen desde cero.

Beatriz Carrasco, subdirectora de gestión comisionada en la escuela Artículo 123 de la ciudad de Chihuahua, denunció que las autoridades están violentando sus derechos como subdirectores comisionados y afirmó que habían tocado instancias del SNTE “para solicitar apoyo ante las situaciones que hemos vivido”.

En lo que respecta a su caso concreto, aseguró que en su escuela “hay una maestra que pidió permiso por seis meses sin goce de sueldo, la cual se cubrió un interinato, al vencerse ese interinato se solicita otra vez ese permiso sin goce de sueldo y nos mandan decir de SEECH que ya no se va a cubrir ese espacio, que ya no se cubre con ningún interino y que los maestros comisionados se regresen a atender el grupo”.

Afirmó que dicho permiso terminó el 30 de marzo, que se ingresó una propuesta para un interino, “se rechaza hasta cuatro veces en SEECH por distintos motivos”, unas que por la fecha, otra porque falta un documento, y en última instancia “que no es posible porque hay una maestra comisionada en la subdirección la cual debe regresar a grupo a cubrir ese interinato”. “Y no es justo porque nosotros, repito, estamos con años de espera a regularizarnos con nuestras claves”.

“Vemos que no hay acciones, que no tenemos soluciones”, lamentó fueron al nivel de Primarias de la Sección 8 para que los apoye. Refirió que la escuela cuenta con hasta 19 grupos, unos 540 alumnos, “ahí se requiere tanto un subdirector de gestión como una académico y sin embargo no vemos que estén respetando la estructura magisterial, al contrario, estamos viendo cómo se resquebraja esa estructura”.

Beatriz Carrasco señaló que se preguntan qué está pasando con el presupuesto para la cobertura de las plazas docente y subdirectores “¿por qué se solicita que nos regresemos a grupo?”.

Afirmó que había buscado el apoyo de los compañeros del movimiento Base Manda para buscar soluciones “que no infrinjan nuestros derechos laborales porque ya tenemos muchos años solicitando que se regularice nuestra plaza y no se ha hecho”. Pidió a las autoridades “que escuchen nuestra voz, que nuestros derechos están presentes, que la USICAMM se enfoque en solucionar porque son años de estar esperando esta regularización”.

Marisol Hinojos González, maestra de la Secundaria Técnica N.5 de Ciudad Cuauhtémoc, en la que fue docente de Inglés por más de 23 años, empezó refiriendo que “estoy aquí para dar mi testimonio sobre el hostigamiento laboral del cual fui víctima, terminó en un cese injustificado por faltas de salud, fabricaron pruebas, tuve que luchar desde el 17 de noviembre a la fecha para poder comprobar mi inocencia”.

Aseguró que antes de llegar aquí “se tocaron todas las puertas que se tuvieron que tocar en su tiempo, en su momento, en todos lados me dijeron que la situación era grave para todos ellos, para la directora Brenda Judith Weckmann, directora de la Técnica Número 5, como para el supervisor de la Zona 12, Antonio Torres Acevedo”.

Prosiguió manifestando que cuando acudió a la oficina regional de los SEECH le dijeron que la situación era grave, les compartió evidencias del presunto hostigamiento por parte de las dos autoridades anteriormente referidas, “nada más me dijo que iba a hablar con ellos, nunca se me dio respuesta, se acudió a Conciliación y Arbitraje, me dijeron que la situación era grave, igual para ellos, incluso corrían el riesgo que se les retirara de sus puestos hasta por 10 años”.

“Yo lo único que solicité siempre es que me permitieran trabajar, realizar mi trabajo tal y como lo estaba haciendo, ética y profesionalmente. Como no accedí a ninguna de las situaciones ilícitas que la directora me solicitaba en su momento pues empezó a llenarme de documentación que nada tenía que ver”. Afirmó que acudió al Departamento de Secundarias Técnicas a notificar al responsable de la situación, le comparte los audios y las pruebas con las que contaba para demostrar el hostigamiento del que estaba siendo víctima “y no hizo absolutamente nada”, agregó.

La maestra Marisol Hinojos aseguró que interpuso una queja formal ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos y conforme fue involucrando a más gente “se fueron con todo al grado de que yo caí al hospital, apunto de infarto, ahorita sufro de crisis de ansiedad, de pánico, estoy siendo medicada a consecuencia de que nadie hizo nada cuando yo toqué las puertas en su momento”.

Durante su odisea, apuntó que un día recibió un aviso para presentarse en SEECH, en el Departamento Jurídico, y que cuando pensaba era que para arreglar su situación de hostigamiento, “resulta que nada, se me entrega una carta en la cual me dice es cese directo sin derecho a indemnización. No me habían notificado antes, motivo por el cual caigo nuevamente al ISSSTE apunto del infarto, presiones de 150 sobre 110, taquicardias y demás”.

Avanzando en su relato, manifestó que “se da cuenta la líder sindical, la maestra Rosy, me ayuda junto con el Licenciado Monreal, fue una batalla muy ardua, fue estar peleando con puras evidencias prefabricadas de ellos. No sé cómo permitieron tanto puesto que alguien que ni siquiera conoce de leyes se puede dar cuenta que eran documentos adulterados y simple y sencillamente no quisieron hacer nada”.

Afirmó que pasado el tiempo le propusieron reinstalarla en Juárez “me castigan en Juárez, no me pagan de enero a la fecha, me dijeron que no, que aceptara yo la reinstalación pero a partir del primero de abril, no se me paga ni un cinco, que me iban a respetar mi antigüedad pero nada más”.

Lamentó que “me reinstalan (en Juárez, no en Cuauhtémoc) porque se demostró que todo lo que decían ellos era mentira” prosiguió, apoyo a Base Manda “a pesar de que me digan que yo gané me siento perdida porque me arrancaron literalmente de mi centro de trabajo donde tenía más de 23 años de servicio, de mi hija, de mi familia, de todo, me mandan a Juárez con una mano delante y otra detrás, sin conocer nada, sin conocer a nadie, sin dinero, y sigo batallando”.

“Yo lo único que solicito, a lo mejor nada en contra de ellos, pero sí justicia, justicia en que realmente paguen los que tienen que pagar, ellos siguen en las mismas, que se acabe el abuso de poder, que se acabe el que yo por ser jefe yo te puedo pisotear, yo te puedo enterrar aquí y no hay nada que hacer”.

Marisol Hinojos aprovechó la ocasión para pedir a quienes pasen por lo mismo o injusticias similares que levanten la voz, que no se queden callados y no tengan miedo a la hora de exigir justicia, pues sólo así se conseguirá acabar con este tipo de prácticas.

Un tercer caso expuesto hoy fue el de la docente Silvia Madrigal, maestra de Educación para Adultos, en la convocatoria de Promoción Horizontal del ciclo 2020- 2021 en la cual afirma se inscribió, señaló que en ningún momento se les facilitó la bibliografía, pese a lo cual realizó el examen, obtuvo una buena calificación y USICAMM Nacional la colocó en la lista de prelación del grupo 2, al cual, sostuvo, corresponde su nivel.

No obstante denunció que “cuando ya se dan los resultados, que salen las lista de quién va a recibir el incentivo de Promoción Horizontal a mí se me excluye. Yo acudo a USICAMM y me dice que SEECH me bloqueó porque acepté un puesto directivo, cosa que es mentira, en ningún momento yo acepté puesto directivo, acudí a SEECH y el encargado de Programación y Presupuesto, el Ingeniero Covarrubias me dice que USICAMM Estatal no me incluyó en la lista, que no es verdad. Acudo con el apoyo de mi nivel de conflicto a USICAMM personalmente, hablo con el Ingeniero Peregrino y después me envía una respuesta y me dice que no, que yo no pertenezco al grupo 2 donde me colocó USICAMM Nacional, que yo pertenezco al grupo 4 y que ya no hay presupuesto”.

Aseveró que “fue una omisión de USICAMM Estatal, ellos metieron mal mis datos para recibir la promoción o el incentivo y han estado buscando pretextos para no darme lo que me corresponde”.

Por su parte, Alma Teresa Villalobos, ATP de cuarta generación por reconocimiento también se sumó a las muestras de inconformidad y en su caso denunció que a quienes son ATP desde 2018 “nos quieren hacer participar en una convocatoria, no nos están respetando nuestro nombramiento es hasta 2023 y nos quieren hacer participar en este nuevo concurso”. Refirió que ya contaban con un acuerdo con USICAMM Estatal, pero ahora ésta los pretende obligar a participar alegando que así está establecido en los nuevos lineamientos emitidos por la USICAMM a nivel nacional.

Desde Base Manda acompañaron y apoyaron a las maestras en sus denuncias. El subdirector Jorge Muñoz Rodríguez, una de las cabezas de Base Manda y titular de la Secretaría de Promociones Económicas en el nuevo Comité de la Sección 8 del SNTE, aseguró que los compañeros convocaron a esta acción para dar a conocer las situaciones que atraviesan con la voluntad de encontrar soluciones “y les ocupa por la situación que los tiempos ya están encima, está por concluir el ciclo escolar y como está por concluir el ciclo escolar hay una información que es la que los trae con psicosis que es la de que todos los subdirectores comisionados se regresan a grupo, a pesar de que ya tienen una comisión de tiempo”.

Hizo hincapié en que estas maestras y maestros son respetuosos de la dirigencia y la estructura sindical de la Sección 8, donde Base Manda en su persona tiene una representatividad en el Comité Ejecutivo por la representación proporcional de la segunda fuerza más votada, y que “el profesor Eduardo Zendejas Amparán está teniendo a bien tener la atención con nuestros compañeros, tan es así que ahorita está dando convocatoria para atender de manera directa a todos los subdirectores” e incluso la regularización de sus plazas forma parte del pliego de petitorio entregado a la autoridad estatal en el marco del 1 de Mayo.

Enfatizó que con el movimiento o la lucha de las maestras “no estamos desacreditando, ni mucho menos, ni nos están desacreditando la tarea que tenemos de abogar por nuestros compañeros”, pero “los tiempos son los tiempos y quieren resolución ya”. Incidió en que como Base Manda se debían a los compañeros y por ello estaban presentes apoyando a las maestras.