Ningún ex presidente será perseguido por cuestiones políticas: López Obrador

17
Booking.com

“Ningún ex presidente de México va a ser perseguido por cuestiones políticas. No necesitamos eso” para ganar legitimidad, aseveró el presidente Andrés Manuel López Obrador, quien señaló que en anteriores gobiernos para ganar legitimidad se recurría a actos espectaculares.

“Vamos a detener al Chapo, al mismo tiempo que tenían acuerdos, como está demostrado, para también (tener) aplausos, no, eso es demagogia, politiquería. Nosotros vamos a pensar hacia adelante en la transformación de México”, afirmó.

En conferencia matutina en Palacio Nacional también criticó la postura de Claudio X. González Guajardo, y de su organización Mexicanos contra la Corrupción, de rechazar participar en la revocación de mandato.

“Ahora dice no, porque se va a polarizar México si participamos en la revocación del mandato, entonces cómo es que no están de acuerdo conmigo, cómo es que me quieren quitar, cuál es el medio que van a utilizar, van a seguir con la guerra sucia, por qué no participan en la revocación del mandato”.

Es, dijo, preguntar “quieres que siga el Presidente o que se vaya, y hay que tenerle confianza al pueblo, si esta muy mal el país, y muy mal el gobierno, pues la gente va a decir ya, a Palenque”.

También recordó que durante la contienda electoral de 2006, Claudio X. González Laporte, quien fue asesor económico del ex presidente Carlos Salinas de Gortari, “fue quien encabezó a todo el sector empresarial en el 2006, para llevar a cabo el fraude electoral, cuando nos robaron la presidencia”

Agregó que durante la campaña electoral de aquel año, “llegó a decir que o me vencía o podía suceder algo parecido a lo de Chile, con (Salvador) Allende, en 1973. Por eso hasta puedo decir que es mejor el hijo, los respeto a los dos, pero imagínense ese pensamiento tan retrograda”.

Ahora, destacó el mandatario federal, su hijo, Claudio X. González Guajardo, “declara que no va a participar su organización en la revocación de mandato. Recuerdo aquello de qué tan demócratas son. Cómo quieren dirimir las diferencias, si el mejor método es el método democrático, cuando hay dos proyectos distintos, contrapuestos, quien decide es el pueblo, no hay que tenerle miedo al pueblo, que sea soberano, no los grupos de intereses creados, no el extremismo”.

López Obrador señaló: “¿se acuerdan de la tacita? o le quitamos la Cámara o nos va a quitar el país. Yo qué les puedo quitar, al contrario, hay gobiernos que dan y hay gobiernos que quitan. El gobierno que representó es uno que da al pueblo, que no le quita nada a nadie”, sentenció.

Fuente: La Jornada.