Juan Carlos Loera, ganador del debate… porque en Chihuahua: el pueblo manda

1285
Booking.com

Por: Julia Hernández Aragón

Si alguien conoce y ha trabajado con el pueblo chihuahuense es Juan Carlos Loera de la Rosa, porque proviene de él y conoce las carencias y necesidades, conoce de los escenarios oscuros en que los y las más vulnerables sobreviven, trabajando, siempre trabajando, pero nunca logrando salir adelante. A partir de ello, decide iniciar con el proyecto de crear las condiciones para que el pueblo decida, desde abajo, siendo el centro de las decisiones de una democracia iniciada el 2018, pero que los cimientos en Chihuahua, Juan Carlos Loera de la Rosa, los estableció desde más de una década atrás. Su cometido es transformar al estado grande, donde el pueblo decida, donde el pueblo logre vivir con prosperidad, paz y armonía.

Esto ha quedado de manifiesto en el Debate 2021 organizado por el Instituto Estatal Electoral Chihuahua, el día de hoy, presentando Juan Carlos Loera parte de sus propuestas, bajo un esquema progresista, al contrario de los demás participantes, teniendo un esquema regresista. Siendo el único en privilegiar el sentido de pertenencia de la comunidad LGBT+, señalando de manera impecable y con firmeza el gran abanico de soluciones que se tendrán para erradicar los problemas, tal el caso como del empoderamiento de la mujer y de un trato igualitario, a la vez que señalar sobre una paridad igualitaria en su gabinete.

Las cien propuestas plasmadas en el Proyecto para la Transformación de Chihuahua se encuentran resumidas en cuatro ejes esenciales, como los son: 1. La prioridad es el pueblo, en la cual se concentran las acciones para los temas de pobreza y marginación, educación, salud, cultura y deporte; 2. Progreso para todos y todas, concentrando los temas de economía, turismo y desarrollo; 3. Transformando Chihuahua, con obras públicas, desarrollo urbano, vivienda, comunicaciones, infraestructura, medio ambiente, transporte y movilidad; 4. Gobierno del pueblo, integrándose aquí la construcción para la paz, las finanzas públicas y la relación entre los tres poderes de la nación.

Y tres ejes transversales a saber: I. Igualdad sustantiva (entornos seguros y en paz para las mujeres y las niñas); II. Derechos humanos (transformando Chihuahua con derechos, igualdad y respeto); y III. Desarrollo sostenible (transformando Chihuahua con respeto a la naturaleza).

Más allá de temas que se identifican en cualquier territorio, en el estado grande se privilegian problemáticas inherentes a un modelo neoliberal acuñado por años: la pobreza, marginación, discriminación y despojo de los pueblos originarios, los feminicidios, los conflictos por el Oro Azul, el desinterés intergeneracional de la población, la concentración del poder económico en unos cuantos, entre otros más, a los que ha volteado la mirada Juan Carlos Loera, y que tiene como prioridad en su Agenda de Acciones erradicar tales problemáticas. Por ello, y para lograr la transformación en Chihuahua, Juan Carlos Loera será gobernador.

Aunado a esto, el ataque que ha recibido Juan Carlos Loera en este DEBATE 2021 por todos y todas las candidatas, da cuenta de la fuerza que tiene de parte de quienes decidirán este 6 de junio: EL PUEBLO.