SNTE Secc. 42 Sindicato florero

2577

Por: Profr. Fernando Álvarez Montoya

Mal y de malas. Al parecer, la comodina dirigencia de la Secc. 42 aun no percibe la grave situación por la que atraviesan sus agremiados. La torpeza y la incapacidad manifiesta de la Junta Directiva de pensiones asociada a la contingencia sanitaria (pandemia) provocaron y provoca el cuasiformal resquebrajamiento y la desaparición de un servicio de calidad de Pensiones Civiles del Estado (PCE). Las vicisitudes de salud y económicas por los que atraviesa el magisterio estatal chihuahuense desnuda a una dirigencia caciquil y corrupta que solo sirve de eso: de florero, de adorno. No hace nada, solo vemos su ambición desmedida por enriquecerse. La pérdida, tranza y negociación de las prestaciones y derechos laborales a espaldas y tras bambalinas por la traidora dirigencia de la secc.42 han tenido un efecto devastador en la vida cotidiana de los maestros (as) estatales de Chihuahua

La recuperación de la plaza de tiempo completo mixto (clave L), escalafón horizontal, la jubilación dinámica, ¾ de tiempo y la incorporación de Maestros “Noveles” a sueldos tabulares y prestaciones justas, es: prácticamente imposible. El discurso demagógico es práctica común en los prósperos banqueros y dirigentes de la secc.42.

Pretenden hacer creer al magisterio que es posible rescatar lo que vendieron y no es así.

Ante esto, la democratización de nuestra organización sindical no es asignatura pendiente, es tarea urgente que habremos de realizar todos sus agremiados unidos en la diversidad para lograr un bien que nos es común; una dirigencia sindical digna, democrática e incluyente que nos defienda y represente.

La opacidad en el manejo de los seguros, bipartito y mutualista. La exigencia de transparentar el seguro funerario, pero sobretodo y sobre los demás: el seguro institucional. – Este seguro es (carísimo) (6% de la última percepción salarial)- Además del deber que tenemos los afectados de investigar y conocer cuáles son las otras retenciones ilegales que demeritan y agravan la economía de las familias de los docentes de Chihuahua.

Pedir cuentas y actuar -(penalmente si se encuentra alguna ilegalidad)- para transparentar el manejo (mal) de los recursos de nuestras aportaciones millonarias. Una auditora externa y la presencia de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) es impostergable.

Por otro lado y de la misma forma, la crisis actual en nuestro sistema de salud exhibe como la mala administración de funcionarios ineptos, torpes e incompetentes – junta directiva de pensiones- permitieron y operaron el saqueo y desfalco de los recursos financieros de pensiones.

La complicidad y soberbia de un des- gobernador que manifiesta total ineptitud y que puso oídos sordos y fue omiso a las denuncias y reclamos que hicimos al inicio de su administración tuvo como consecuencia la caída paulatina y sistemática del organismo de salud que legalmente se encuentra obligado dar protección social y de salud al magisterio estatal y otras instituciones adscritas.

Javier Corral no oculta su desfachatez y su cinismo acompañado de un silencio cómplice que permitió y permite que las instituciones deudoras no paguen y, que la suma de la deuda llegue ya a los casi 4mil millones de pesos. La pésima administración de este señor “que quería el poder, solo para no poder” será sin dudar; la más endeudada de la historia contemporánea de nuestro estado. Deuda que sin duda habremos de pagar los chihuahuenses.

Hacer saber a los chihuahuenses que la deuda pública total del 2017 era de 27 mil234 millones de pesos; un año después ya en la administración de Corral aumento a 34 mil 268 millones de pesos, y al cierre de 2019 fue de 41 mil 823 millones de pesos. La deuda pública al primer trimestre del año 2020 acumulo un total de 58 mil 998 millones de pesos al primer trimestre del año en mención.

La enorme deuda contraída por la administración de Javier Corral muestran palmariamente como el desinterés y la estulticia es y fue el común denominador de un des-gobernador golfista, viajero, golpista y pendenciero. Querer pasar las facturas de sus desatinos al magisterio estatal y a la sociedad chihuahuense es una perversidad y agravio enorme. La puesta en marcha de un Juicio político es posible y aplicable para resarcir los daños. Exigir y aplicar la justicia en contra de un gobernador de escaparate; desinteresado en las dificultades de las cuales tuvo conocimiento y no supo, no pudo y no quiso resolver. El oscurecer está por terminar y sin duda también la justicia habrá de llegar.

Varios derechos le son al ser humano inalienables, el derecho a la vida, a la libertad, a la alimentación, a la educación, a la salud; ninguna es negociable, no son transferibles. Son innatos. Son derechos universales.

Pretender escamotearle estos derechos es un plan que concibe la extrema derecha y su servidumbre política en nuestra entidad.

La simbiosis, la asociación intima de organismos diferentes que se apoyan para beneficiarse mutuamente y obtener un bien común tiene en Chihuahua su mejor escenario; un gobernador indolente, un congreso del estado displicente, un sindicato cómplice, un rector cavernícola -(la mejor representación del fascismo panista de Chihuahua) y nuestro sistema de salud disminuido, depauperado a punto de sucumbir.

No fuimos los aportantes, los derechohabientes los que pusimos en grave crisis a pensiones, fue la colusión, negligencia, corrupción de todos estos servidores públicos violadores de la legalidad. Que paguen los que deben. El magisterio estatal paga puntalmente cada quincena su cuota de servicio médico.