Confirma Corral regreso a Semáforo Rojo y advierte que no hay recursos suficientes para enfrentar el COVID-19; Trabajan en ampliar camas disponibles en hospitales

259

Chihuahua, Chih.- El gobernador Javier Corral Jurado advirtió de la gravedad de la situación actual en la entidad ante el repunte de la incidencia del COVID-19 y reconoció que en estos momentos la entidad no cuenta con los recursos suficientes para enfrentarlo completamente. Afirmó que ante la saturación de hospitales se trabaja en un plan para ampliar el número de camas y oficializó que todo el estado retrocederá obligatoriamente a Semáforo Rojo y volverán las restricciones máximas.

El titular del Ejecutivo estatal no se escondió al hablar de la realidad imperante en torno a la pandemia. Afirmó que “se los puedo decir en una frase, no habíamos tenido desde el inicio de esta pandemia en Chihuahua semanas tan complicadas como las que estamos viviendo. Los últimos 15 días han días han sido los días más aciagos de la pandemia en Chihuahua, el mayor número de contagios, el mayor índice de transmisión, la mayor velocidad en la diseminación del virus, la mayor ocupación hospitalaria, al 100 por ciento en nuestras instituciones de salud pública del estado y nunca habíamos tenido en dos semanas el número de defunciones que hemos tenido en estos últimos 15 días”

Corral refirió que durante toda la pandemia se habían preocupado por mantener el número suficiente de medicamentos, insumos de protección para el personal médico, materiales de curación, camas disponibles, respiradores, las unidades de cuidados intensivos, motivar y cuidar al personal de salud.

Ante esta situación alertó que “ahora este repunte nos está encontrando con recursos insuficientes económicos, traemos un problema de presupuesto, no tenemos recursos para poder afrontar todo lo que se está viniendo, tenemos recursos ya muy limitados, muy menguados, no conseguimos ya todos los medicamentos que se requieren y nuestro personal de salud está muy cansado”.

El gobernador dio a conocer que “estamos haciendo un plan de ampliación de la reconversión hospitalaria, vamos por 20 camas más en Ciudad Juárez, 20 camas más en la ciudad de Chihuahua, para tener en cada una de esas camas ventiladores y también debo decir personal que atienda a los enfermos”.

No obstante, el mandatario estatal aseguró que “todo ello será insuficiente si la ciudadanía no toma plena conciencia de su responsabilidad”.

A este respecto, precisó que “el virus no está derrotando al sistema de salud, el virus lo que está derrotando es el individualismo, es el egoísmo, es la falta de conciencia, de solidaridad de mucha gente, está derrotando a la mezquindad porque conoce bien las debilidades humanas este virus”.

“Digo la mezquindad de quienes incluso en medio de una tragedia como la que estamos viviendo se aprovechan para llevar agua a su molino, para tratar de sacar provecho de todo tipo y esto nos obliga a proponerle hoy la Consejo Estatal de Salud regresarnos de forma inmediata al Semáforo de Riesgo Epidemiológico al color rojo, donde vuelven a cobrar vigencia las restricciones en este color y la suspensión de actividades de nueva cuenta”, agregó.

Sobre cuándo entraría en vigor la nueva semaforización roja, el gobernador manifestó que «tendría que ser desde mañana mismo. Yo la propuesta que haré al Consejo Estatal de Salud, en un momento más, es que desde mañana regresemos al rojo, desde mañana para evitar este fin de semana».

Mientras que sobre el tiempo que pudiera prolongarse ese semáforo rojo apuntó que «eso sí tendríamos que irlo evaluando, regresar quizá por unas semanas al rojo, no sé si dos o tres semanas, y crear un mecanismo en el que vayamos evaluando periódicamente la incidencia de esa restricción, cómo está impactando, de tal manera que volvamos organizarnos en una conciencia de responsabilidad».