Tan malo el Azul como el Rojo

Por: Álvaro Posada Martínez

Por: Álvaro Posada Martínez

Analizando las administraciones pasadas y el cómo reclamaba algunos grupos el mal uso del poder, o el cómo las administraciones las utilizaban como negocios personales, pasando por encima de las leyes y reglamentos de instituciones y secretarías, observamos que son más que lo mismo los Rojos y están más mal los actuales. 

Me preocupa la forma de actuar del actual Gobierno Estatal, el cual se encuentre reformando estatutos para lograr la forma de que su gente se quede en las instituciones como servidores públicos, colocando nuevos reglamentos y modificando los mismos. 

Me es extraño que ellos agreguen conceptos como para ser trabajador de una dependencia se requiere haber tenido un puesto de Servidor Público para poder estar o seguir en las dependencias, pero por que no proponen quitar servidores públicos que no cumplan con los perfiles o experiencia necesaria para el puesto y si el resultado es un mal desempeño como el de la mayoría, entonces que sean removidos, y a los que solo cobren que desaparezca ese puesto. En esta zona se empezó en Junta de Agua de Nuevo Casas Grandes modificando estatutos.

Debido a esto recordé una publicación que decían que la realizó el actual Director de área del Tecnológico Superior de Nuevo Casas Grandes y se puso El Búfalo Pinto Anónimo, que le decía a la administración de alrededor de 7 años atrás, las irregularidades y consideramos que eran muy ciertas, pero en la actualidad ellos están más pero mucho mas mal que antes, parece que desean que el barco se hunda más. 

En este escrito enumeraremos las decisiones que en perjuicio de esta institución se daban, pero que ellos ya en el poder las agravan. Pero lo más importante creo que es en todas las dependencias sucede esto.

1.- Nepotismo en las contrataciones, ejemplos sobran. 

2.- Se abren Direcciones y Subdirecciones de asuntos sin importancia para dar trabajo a recomendados políticos. Es un pleno descaro.

3.-Las promociones en puestos administrativos y Directivos no se otorgan por mérito ni perfil, sino por favoritismo.

4.-No se respetan los puestos, no importa la incompetencia, el análisis de puesto es modificado a su antojo para que cualquiera pueda ocupar el puesto.

5.-Puestos que cobran sueldo sin desquitar lo que ganan. Nunca han hecho nada.

6.- Otorgamiento de Horas, Plazas y Puestos donde no se respetan las bases de reglamentos.

7.- Se mantienen y se modifica plantilla y las cargas importantes no les importa que el trabajo de resultado o no importa.

8.-Se tienen Sistemas de Gestión de la Calidad a todas luces obsoleto, simulado, y maquillado.

9.-Sistemas de Gestión Ambiental igual obsoleto y en archivo.

10.- Certificaciones de Calidad y de Equidad de Género, evaluadas parcialmente y maquilladas y sin cumplimiento de nada de los objetivos de estas.

11.- Compra de equipo y adquisiciones con dudosa normatividad.

12.- Se tiene proveedores privilegiados por la política.

13.- No se invierte ni en Capacitación de personal ni en investigación.

14.- Lo más grave, corren o despiden a los Trabajadores sindicalizados o con más antigüedad y no cumplen con lo estipulado en la Ley Federal de Trabajo, con arreglos por debajo de la mesa con los líderes. Y así aun desean que sus trabajadores den el 100 por ciento.

15.- Lo más complicado, cada área o dirección están a la deriva ya que los que ocupan los puestos no saben nada de ellos ni tienen liderazgo, se consideran bordados a mano.

Y se le pueden agregar más………..

Lo más grave es que la sociedad paga la falta de instituciones públicas que cumplan con su objetivo, para lo que fueron creadas y solo les interesa mantener su sueldo como Ninis de la sociedad. Esperemos en un futuro tener candidatos que no sean políticos sino reales servidores de la función Pública. 

Y cada trabajador de estas dependencias sabe que en cada cambio de gobierno llegara un jefe con menos capacidad y no subirán sus expectativas de trabajo, pero eso si los jefes desean que con su falta de liderazgo sus trabajadores den el máximo o más, esto causa decepción y una mala calidad de cada servidor público, además,  existen dependencias que verdaderamente requieren gente que tenga proyecto de servicio para que salgan adelante, algunas dependencias generan conocimiento y conocimiento en el factor humano (técnicos Profesionistas, especialidades) y si solo se desea llevar un plan de que cada partido obtenga ganancias de las dependencias, el barco se hundirá cada vez más. Pero bueno si observamos que el estado está cada vez más en bajada y sin frenos. ¿A dónde iremos a llegar?.  Álvaro Posada Martínez