No vamos a dividir el voto; ya está dividido: Ma. de Jesús Patricio

* La voz de los pueblos originarios expone por qué aceptó el encargo zapatista; resalta que son de izquierda, pero de los de abajo, y además no confían en el sistema, aunque por esta vez lo van a usar.

México.- Están de vuelta. Ahora ocuparán el sistema político que los ha relegado para, quizá, acabar de mirarnos todos en el espejo. En nuestra vergüenza. Sí, las comunidades indígenas en voz alta. Se han propuesto recorrer el país. Su país. Ser visibles. Llegar a la presidencia. Y ella es la voz coral. Así, plural, compartida:

¿Es usted María de Jesús Patricio Martínez?

 Sí

¿Marichuy?

Sí.

¿Médico tradicional?

Así es, sí.

Repitamos María de Jesús: ¿en su nombre lleva la penitencia?

¡No creo!

Los obispos han de estar bendiciéndola.

Pues yo creo que sí.

¿La apoyan?

No sé… no estamos enterados.

¿Católica?

Eso es algo que se impuso en las comunidades. No digo que soy 100% porque no sé qué es ser católica. ¿Si es ir a rezar?, ¡yo no!

Además, ¿tapatía?

Sí, sí.

¿Y eso garantiza ser muy mexicano?

No. Ser mexicano es que estuvimos aquí antes de que llegara toda esa conquista.

¿Qué es eso que llaman “pueblos originarios”?

Pues los pueblos que habitaban mucho antes que llegaran los conquistadores.

¿Y hoy, qué es ser indígena?

Eso. Indígena es aquel que tiene esa raíz, justo en esos pueblos originarios.

¿Este país les pertenece?

Sí, fuimos los originarios, nos debemos al país. Debe haber ese respeto a los que habitaban antes aquí.

¿Lo siente suyo?

Siento que tengo un compromiso por México. Es la tierra donde nacimos.

¿Qué se les debe restituir a los pueblos originarios?

Principalmente respeto, porque no se les ha tomado en cuenta y porque han sido abandonados, olvidados.

Su nombre tiene dos referencias masculinas: Jesús y Patricio, ¿qué le dice?

No mucho. Es un nombre que nos ponen.

¿La fatal invisibilidad de la mujeres en este país?

Por parte de los de arriba. Sí ha habido abandono y olvido a las mujeres.

¿El alto índice de feminicidios?

Es una forma de acabar con las voces que se alzan. Piensan que la mujer debe estar en su casa y no tiene que andar en las calles. Y no.

¿Y ese es el país que quieren gobernar?

Es el país que queremos nosotros cambiar y poner un modelo diferente.

¿Qué es más penoso en este país: ser indígena o mujer?

Para los de arriba es como igual, pienso. Pero más la mujer, como que la ven que no debería de estar.

¿Ha medido el machismo?

Claro, sí.

¿Lo siente?

Se vive. Lo sentimos, es el sistema mismo que es patriarcal, no está incluida la mujer.

Ahora mismo, en este momento ¿percibe ese machismo?

¡Pues está presente!

¿Cómo lo combatimos?

Creo que va a surgir desde abajo, en este nuevo proyecto que nos hemos propuesto, tiene que surgir de la decisión de todos.

Marichuy, ¿sabe en dónde se ha metido?

Sí.

¿Sabe los riesgos de meterse en la política?

Claro.

¿Qué le dijeron que era la política?

No me dijeron mucho. Pero la hemos visto cómo ha corrompido todo, cómo han reprimido y vemos la situación de violencia que hay, ¿verdad?

¿Para eso hay que movilizarnos?

Es necesario salir y plantear al resto del país nuestra intención. Si nos dicen que estamos equivocados, adelante. Entonces nos quedamos quietos. Pero si ven igual los problemas, juntos tenemos que buscar una alternativa.

¿Cómo van con las firmas?

Esas se verán. Hay tiempos y pienso que en su momento se verán.

¿Quién está financiando este movimiento?

Nosotros mismos, las comunidades. Desde nuestro bolsillo, lo que podemos.

¿Y a usted quién la convenció para ser la candidata presidencial?

La asamblea del Consejo Nacional Indígena.

¿Cómo lo logró?

Pues aceptando ese gran compromiso que me delegaron.

¿El "subcomandante Galeano" le dio instrucciones?

No. Quien me instruyó fue el Consejo Nacional Indígena, nada más.

¿Estarán a sus órdenes?

No, más bien yo voy a estar a las órdenes de las comunidades, a través del Consejo.

¿Es lo que mencionan como el principio de mandar obedeciendo?

Así es.

¿Cuáles son los otros principios?

Son: obedecer y no mandar; bajar y no subir; proponer y no imponer; construir y no destruir; representar y no suplantar; servir y no servirse.

¿No le suena eso muy religioso?

No. En las comunidades quien está al frente, tiene que dar un servicio. Y no se le paga.

¿Por qué ha pensado que puede ser presidenta?

No exactamente me ponen para que sea presidenta, sino la vocera que va a ir al frente.

¿O sea una presidencia verdaderamente comunitaria?

Sí, un gobierno que obedezca al pueblo.

¿Confía en la instituciones electorales?

No confiamos. Solo por esta vez vamos a usarlas para lo que queremos lograr.

¿Hay confianza en Lorenzo Córdova?

Pues están juntos, revueltos. ¡Entonces, qué se espera!

Alguien que discrimina una vez ¿lo volverá a hacer?

¡Claro que sí!

¿Qué hace, después de 23 años, confiar en el sistema político mexicano?

No estamos confiando en el sistema. Únicamente estamos utilizando esta herramienta para hacernos visibles.

¿La insurgencia zapatista ha fracasado?

Híjole, de eso no podría hablar mucho, no sé. Lo que sí es que las comunidades de Chiapas, junto con el EZLN, han participado en el Congreso y se escucha su palabra.

En todo caso, ¿es mejor la política que las armas?

Claro que no estamos de acuerdo con las armas, pero tenemos que organizarnos, desde abajo.

¿Se puede organizarse?

Yo pienso que sí.

¿Con estos gobiernos?

Con estos gobiernos no creo. Tiene que ser por la gente de abajo.

¿Hoy hay la mismas condiciones que en 1994?

Ahora hay peores condiciones.

¿Mayor pobreza?

Sí.

¿Hay mayor impunidad?

Sí.

¿Hay mayor venta de recursos?

Sí. Mucho saqueo.

¿Cuál es el problema más importante que ve del país?

El más grande es que están acabando con nuestros territorios, los recursos naturales, agua, bosques.

¿El indigenismo es el futuro?

Los pueblos han estado por más de 500 años. Es importante retomar que se escuche a los indígenas y ver cuál es la mejor forma de seguir sobreviviendo ante esta masacre.

¿Cuánto les debemos?

¡Pues mucho, mucho, bastante!

¿Basta ofrecerles perdón?

Basta hacer algo más que pedir perdón. Estar bien con la tierra, no seguirla destruyendo, no seguir imponiendo planes ni programas desde afuera.

¿Resentidos?

Estamos enojados porque no han tomado en cuenta a las comunidades y no se les considera como parte muy importante en este país para seguir viviendo.

Si ganan, ¿qué harán con “los de arriba”?

Ya el pueblo decidirá. Pero si logramos ganar, estaría ganando el pueblo. ¿Qué estaríamos ganando? Una organización desde abajo, donde el pueblo no estaría maniatado al que esté arriba.

¿Y qué harán con el Ejército?

Eso todavía lo vamos a discutir. No tenemos todavía un plan para decir.

¿Cuántos perseguidos? ¿Cuántos desaparecidos?

Son bastantes. Muchos desaparecidos, muertos, encarcelados. Es una violencia fuerte. Sí, es necesario dar este paso decisivo.

¿Cuál sería el logro mayor de toda esta movilización?

La organización misma. De que no solamente lleguemos a 2018 sino mucho más adelante con este nuevo proyecto de vida.

¿Qué es el chantaje, Marichuy?

No, no lo sé.

¿El Indígena siempre tiene la razón?

Pues cuando viene desde los pueblos, pienso que sí.

¿Usted se critica a sí misma?

Sí.

¿Es libre?

Sí.

¿Sí al aborto?

Es un tema que tenemos qué decidir posteriormente. No soy yo, es el Consejo.

¿Y qué del matrimonio de homosexuales?

Es otro tema que también se va a tocar. 

¿A favor de la pena de muerte?

Igual.

¿Han hablado con Gobernación?

No.

¿Ni con Osorio Chong?

No.

¿No vienen a dividir el voto en el 2018?

No. Ya está dividido.

¿Vienen, quizá, a dividir a las izquierdas?

Pues no vemos izquierdas.

¿Ustedes no son de izquierda?

Somos izquierda, pero la de abajo, no la de arriba.

¿Se unirían con AMLO?

No. Nosotros traemos un proyecto de vida y no cabría él.

¿Se unirían en coalición con partidos?

Nooo.

¿Segunda vuelta para la elección presidencial?

Como ya dijimos: no estamos dentro de todo el sistema.

¿Qué presidente necesitamos hoy?

Pues uno que escuche a gente de abajo. Uno que esté, que mande obedeciendo.

Afuera hay otra mujer buscando la presidencia: ¿qué le dice Margarita?

Pues ella lo buscará, ¿verdad? Nosotros tenemos claro lo que vamos buscando.

¿Ganarán?

Pienso que con el hecho de que finalmente esté la organización, con eso ya es una ganancia.

Fuente: Milenio