Puntadas

Por: Punto...

* La sesión de ayer en el Congreso transcurría de manera normal; un que otro tema importante salió como en el caso del dictamen que pide que sea la Secretaría de Educación quien investigue y sancione a los directivos de la secundaria Leyes de Reforma por el trato brindado a la alumna por su corte de cabello no propio de una mujer.

El caso aquí es que al menos los diputados entendieron que los derechos a la educación de la jovencita se estan violentando, mientras que el director de la escuela la invitó a corregirse, a verse como una mujer, al igual qie Alfonso Gómez, titular de la Secretaría de Educación, quien la invitó a verse más femenil, lo que claramente es una cuestión de discriminación y si esas son las autoridades educativas, las que se supone están preparadas para atender a los niños, los que se suponen les enseñan sobre equidad, sobre respeto de derechos humanos, y sobre el respeto de las leyes,  pues que se puede esperar de los demas.

Claramente el dictamen emitido el día de ayer, indicaba que el artículo primero de la Constitución se establece el derecho de la no discriminación por lo que por cuestiones de género se le violó el derecho al que tiene todas las personas a una educación, además la igualdad que debe existir entre el hombre y mujer.

“La uniformidad en la apariencia no es sinónimo de educación de calidad”, dijo la diputada, además de señalar que “lo más dificil de cambiar en una sociedad son los estereotipos y prejuicios sociales”.

Se espera que la Secretaría de Educación tome cartas en el asunto y no sobre este caso, sino sobre los casos de discriminación que se presentan día con día en escuelas tanto públicas como privadas, en donde la cuestión del cabello es un pretexto para violentar los derechos de los niños y adolescentes, sobre todo en instituciones como el Cobach.

* Como iba diciendo, la sesión fue más o menos normal, hasta que subió el diputado Miguel Vallejo en compañía de una mujer rarámuri; el legislador solicitó que se detuviera la entrega del dinero del Fideicomiso de Bosques de Repechique, debido a que los indígenas han estado denunciando que la titular de la Comisión Estatal de los Pueblos Indígenas, Teresa Guerrero, es la única que se beneficia de este dinero y a las comunidades de ellos no les ha llegado nada.

Aquí se puede mencionar la manera en que la titular de la Coepi trata a los indígenas, con falta de respeto, denigrándolos como si fueran ignorantes y no supieran que es lo que les conviene en el territorio que ha pertenecido a ellos por cientos de años, burlándose sin darles solución al problema; y que se podría esperar de alguien a quien acude ante  los diputados sin información sobre el tema del que va a hablar, cuando la cuestionan, pues les dice que no la pongan en duda, no da cifras sobre lo que se solicit, no sabe donde o donde no se han entregado los supuestos apoyos a las escuelas, o una persona que se compromete a entregar la información requerida y mejor se hace la occisa.

La mujer rarámuri que subió con el diputado tradujo lo que el legislador dijo en tribuna a sus compañeros que se encontraban en la sala del pleno escuchando la sesión, algo que llamó la atención de los presentes.

* Otros temas importantes se trataron, como el de campaña de concientización para los cajones azules de estacionamientos, el pago a jornaleros, que Pensiones Civiles pague a los jubilados y pensionados con el régimen anterior a la Nueva Ley de Pensiones, pero lo que más encendió los ánimos fue de nueva cuenta el tema de la misogínia de Jorge Soto.

Y es que pareciera que las diputadas del PRI están empeñadas en hacer ver a Karina Velázquez como una pobre mujer desamparada agredida por un hijo de su diputado, aunque la realidad no es tan grave comos e ve.

El legislador si llamó cínica a la diputada (aunque él lo niegue), algo no muy amable, sin embargo ¿qué hubiera pasado si el diputado llamara cínico a otro diputado?, pues nada.

Aquí lo que las diputadas del PRI están haciendo, quienes por cierto abandonaron la sesión (aunque no fueron las únicas porque ya cuando habló Crystal Tovar ya se habían retirado cerca de 11 diputados de la sesión), es atacar a un diputado, o sea, la violencia de género se está revirtiendo, por se hombre y sólo por eso, el diputado se ha visto atacado por las diputadas tricolor, además de que la que menos ha dicho en todo este asunto es la afectada, Karina Velázquez.

El diputado Soto subió a tribuna a emitir su posicionamiento, mismo que ya no fue escuchado por las diputadas del PRI, o sea, quieren que se les escuche pero no quieren escuchar.

Al finalizar Rocío González dijo que la actitud de las tricolores obedece a chiplerías, mientras que Paty Jurado señaló que es un berrinche y ambas solicitaron a los hombres del Congreso no dejar de debatir por este tipo de actitudes.

* Ya en el tema del Auditor, Jáuregui Robles anunció el veto del nombramiento,  Miguel La Torre indicó que no pueden destituir a Ignacio Rodríguez a menos que medie un proceso jurídico, mientras que Karina Velázquez dijo que estarán esperando las observaciones del Ejecutivo.

Blanca Gámez dijo que esperan que se presenten recursos por parte de los aspirantes y Álvarez Monje evidenció su postura de apoyar al Ejecutivo (grupo al que pertenece), asegurando que Ignacio Rodríguez es inelegible y además puso en duda la honorabilidad del nuevo auditor al saberse inleegible y aún así participar en el proceso.

Eso sí, La Torre comentó queno irán tras el IEE por su garrafal error ya que no creen que lo hayan hecho de mala fe (...después de 30 días de haber expedido la carta y de haberse concluído el proceso).