Insurgencia chilena

Por: Rosalío Morales Vargas

Por: Rosalío Morales Vargas
 
La tierra de Lautaro, de Allende y de Neruda,
se levanta rebelde apelando a la memoria;
entre la cordillera y el mar una revuelta,
del Cabo de Hornos a Antofagasta se desborda.
 
Insurgentes los pueblos no quieren Pinochetes,
rechazan la miseria, archipiélagos de sombras,
que birlan el salario y les roban las pensiones,
al neoliberalismo el final le hace la ronda.
 
Un litoral salobre el gobierno de los ricos,
aprisionar desea el impulso de las olas,
la represión infame no induce al desaliento,
no se bajan banderas, pendón e insignias rojas
 
Aquí y ahora se sintetizan muchas luchas,
se apelmazan batallas recientes y remotas,
jamás arribará la mortal desesperanza, 
al " pétalo de nieve y de mar" llega la aurora.