Se armó el paro laboral en PCE; Inconformes cierran Consulta Externa en exigencia del pago del retroactivo, horas extras, basificaciones y fin del acoso laboral de los directivos

Chihuahua, Chih.- Desde aproximadamente las siete y cuarto de la mañana personal de Pensiones Civiles del Estado, en seguimiento a la convocatoria de paro laboral, mantiene cerrado al público y sin servicio el edificio de Consulta Externa en exigencia del cumplimiento a sus derechos laborales y el fin  del hostigamiento, con demandas como el pago del retroactivo, pago de horas extra, basta de acoso laboral, homologación de sueldo con Ichisal,... El resto de departamentos  y servicios de PCE operan con normalidad. Momentos antes de las 8 bajó a la explanada el coordinador del Jurídico de la institución, Jorge Alvarado, quien ofreció a los inconformes entablar  un diálogo, afirmando que sus puertas siempre habían estado abiertas, lo cual los quejosos desmintieron tajantemente apuntando que no lo conocían y que hasta ahora sólo lo habían visto como paciente. Exigieron que fuera directamente el director  general, Alberto Herrera González, y no un intermediario el que los atendiera y si esto sucedía abrirían el edificio y el servicio volvería a la normalidad. 

Quienes secundaron el paro empezaron lamentando haber tenido que afectar a la derechohabiencia, si bien finalmente  no quisieron afectar servicios como los de Imagenología, Laboratorio, ni como se había dicho Urgencias, pero aseguraron que de otros modos y por las buenas no habían conseguido que los directivos los escucharan y mientras esto sucedía sus derechos laborales cada vez eran más violentados. 
 
Víctor Gallegos, de Imagenología, afirmó que en su departamento se despidió a dos técnicos y a dos doctores bajo el pretexto de eficientar recursos sin pensar en las necesidades de la derechohabiencia, hasta tal punto de que el personal actual no se daba abasto para completar los servicios. 
 
Afirmó que la principal exigencia era el pago de retroactivo del incremento salarial del 5% que debían haber recibido el pasado junio, pero que ésta no era la única inconformidad, ya que eran víctimas de acoso laboral, habían recibido imposiciones de jefes de departamento que no saben nada de su área, que son puros administradores y burócratas,..
 
Asimismo exigieron el fin de los despidos de personal, el pago de horas extras labordas, homologación de sueldo con el Ichisal, y el fin del deterioro del servicio.